LA REFORMA

De manera muy sorpresiva aparece en los medios de comunicación la foto de la firma de la tan esperada y tan cacareada REFORMA LABORAL.

Esta reforma que había creado muchas expectativas, no va mas allá de la mera intención de cerrar una pagina en torno a algo muy importante y muy esperado por todos los sectores, la patronal y los trabajadores.

Pero no se sabe porque de repente y sin que existiera ningún elemento que nos hiciera pensar que la reforma iba a salir, aparece la misma y desde luego sin cubrir las expectativas de nadie.

Bueno pues una vez visto y analizado con tranquilidad el documento firmado por las partes de ACUERDO PARA LA MEJORA DEL CRECIMIENTO Y DEL EMPLEO, da la sensación de que efectivamente se trataba de firmar y salir en la foto, ya que el mencionado acuerdo no aborda como era de desear los TEMAS IMPORTANTES DEL MUNDO LABORAL y por el contrario lo que se ha hecho es dar unas migajas a ambas partes para que efectivamente pueda darse una justificación de la firma del mismo. Consistiendo estas migajas, por parte de los trabajadores en ampliar las prestaciones del Fondo de garantía salarial, en cuanto a situaciones de Insolvencia y en relación con la patronal , la cuestión ha estado en la reducción del tipo de cotización en determinadas cuestiones y la conversión de contratos temporales en contratos indefinidos, con sus respectivas bonificaciones en la cotización.

En definitiva se ha tratado de dar vueltas sobre una misma cuestión sin abordar el problema principal y la cuestión de fondo que es en definitiva la que puede y debe generar una dinámica mayor de movimiento en el mercado laboral. Es decir no se ha abordado con seriedad la cuestión de las extinciones de los contratos de trabajo, ni se ha tratado seriamente la flexibilidad y agilidad en la tramitación de los mismos, así como el importe de las indemnizaciones, temas estos, que son fundamentales para la economía nacional, mas que por la realidad actual por el aspecto psicológico de las partes, sobre todo de la patronal a la hora de la contratación.

Lo cierto y verdad es que la firma del mencionado documento por parte de la Patronal, sindicatos y Gobierno, puede suponer un retraso en cuanto a avances sociales, tanto para la patronal como para los sindicatos, ya que con esta firma se ha producido una paralización en la negociación colectiva, sin que se hayan abordado los temas que realmente son importantes en esta materia y que de una vez se deben abordar de forma directa y sin dar rodeos, tanto por la patronal como por los sindicatos, ya que de esta forma se podrá reformar de verdad el mercado laboral y posibilitar que el mismo responda a objetivos de competitividad y flexibilización en la contratación, sin que exista precariedad en la contratación laboral.

www.alfonsohernandezquereda.com